02 agosto 2007

Nuevas sensaciones

Despues de meses de papeleo, al fin, estoy en los EEUU. Esta noche he dormido en una cama inmensa de una casa inmensa de otros profesores.

El viaje regulero. El tramo entre Londres y Chicago lo hice en Business, no me pregunteis por que, pero fue asi: champagne de bienvenida, comida con dos platos y postre y el afternoon tea para finalizar, algo muy chulo que tiene los ingleses. Por el otro lado me perdieron una maleta (segui vuestro consejo y distribui los calzoncillos por todos las maletas que llevaba) y perdi la conexion de Omaha en Chicago, por lo que llege aqui tres horas mas tarde de lo planeado.

En los USA me recogieron en un coche muy grande y fuimos por carreteras muy grandes hasta llegar a un pueblo pequeño y una casa muy grande con dos perros muy grandes, donde dormi.

De momento os dejo que el dia se presenta muy activo. Un beso

1 comentario:

canichu dijo...

coche grande, carreteras grandes, perros grandes, casa grande... pero el pueblo es pequeño... parece una metáfora. Suerte por allí.